Cómo funciona JustAnswer:

  • Preguntar a un Experto
    Los expertos tiene muchos conocimientos valiosos y están dispuestos a ayudar en cualquier pregunta. Credenciales confirmadas por una empresa de verificación perteneciente a Fortune 500.
  • Obtener una respuesta profesional
    Por correo electrónico, mensaje de texto o notificación mientras espera en su sitio.
    Haga preguntas de seguimiento si lo necesita.
  • Garantía de satisfacción plena
    Garantizamos tu satisfacción.

Formule su propia pregunta a DAVID_ABOGADO

DAVID_ABOGADO
DAVID_ABOGADO, Abogado de Argentina
Categoría: Ley de Argentina
Clientes satisfechos: 541
Experiencia:  Abogado en el ejercicio de la profesión.
61429914
Escriba su pregunta sobre Ley de Argentina aquí...
DAVID_ABOGADO está en línea ahora

Modelo de demanda por art. 212 4º to pfo. LCT por trabajador

Pregunta del cliente

Modelo de demanda por art. 212 4º to pfo. LCT por trabajador que obtuvo en beneficio de Retiro por Invalidez
Enviada: hace 2 año.
Categoría: Ley de Argentina
Experto:  DAVID_ABOGADO escribió hace 2 año.

DAVID_ABOGADO :

buenas tardes

DAVID_ABOGADO :

Aguarde unos instantes mientras elaboro una respuesta a su pregunta

DAVID_ABOGADO :

Dejeme chequear a ver si le encuentro el modelo

DAVID_ABOGADO :

le comento...

DAVID_ABOGADO :

es una demanda igual que todas las de despido, es decir, hay que demostrar la relacion laboral y acompañar el dictamen, lo que demuestra la incapacidad

JACUSTOMER-1m5jcfnh- :

todo eso ya lo hice, simplemente queria saber si hay que agregar algo mas o si trenes alguna jurisprudencia

DAVID_ABOGADO :

no, no hace falta agregar algo mas.... le busco algo de jurisprudencia

DAVID_ABOGADO :

usted es de capital o provincia?

JACUSTOMER-1m5jcfnh- :

ok espero

DAVID_ABOGADO :

INDEMNIZACIÓN ART. 212, 4to. Párrafo L.C.T. y
ART. 8 LEY 23.643 (Modificatoria de la Ley 9688).
CONFIRMACIÓN DEL PAGO INDEMNIZACIÓN LEY
9688.ADMISIÓN DEL RECLAMO BASADO EN EL ART. 212
4to.párr. L.C.T.. PRINCIPIOS QUE PRECEDEN LA
HERMENÉUTICA DE LAS CUESTIONES LABORALES.
SEGURIDAD SOCIAL. LOS PORCENTAJES
INCAPACITANTES NO DEBEN SER CONSIDERADOS
COMO DATOS MATEMÁTICOS EXACTOS.,SINO SIEMPRE
ESTIMARSE EN EL CONTEXTO DE LA PRUEBA RENDIDA
EN LA CAUSA (ARTS.386 CPCCN Y 155 L.18.345). IN
DUBIO PRO OPERARIO. INTERPRETACIÓN ARMÓNICA
CON EL ART. 14 BIS C.N. E INCORPORACIÓN DE LOS
TRATADOS DE DERECHOS HUMANOS DE JERARQUÍA
CONSTITUCIONAL (ART. 75 INC. 22 Y 23
C.N.).(Dr.SCHIFFRIN,con adhesión del Dr. COMPAIRED).
APLICACIÓN RESTRICTIVA DEL INSTITUTO DE LA
PRESCRIPCIÓN.MÉTODO DE LA CAPACIDAD RESIDUAL A LOS
FINES DEL CÁLCULO DE LA INDEMNIZACIÓN. CONFIRMACIÓN
DEL RECHAZO DE LA INDEMNIZACIÓN (ART.212,4to.párr. L.C.T..
PORCENTAJE DE INCAPACIDAD INFERIOR AL REQUERIDO
(66%).-INCAPACIDAD DEL ACTOR (64%) QUE NO DEBE
CONSIDERARSE ABSOLUTA. INEXISTENCIA DE
CIRCUNSTANCIAS QUE PERMITAN SOSLAYAR DICHO LÍMITE (Dr.
FLEICHER en disidencia parcial)
PODER JUDICIAL DE LA NACIÓN R. S. 2 T 177 f* 108/111
//la ciudad de La Plata a los 23 días del mes de diciembre
del año dos mil ocho, reunidos en Acuerdo los Señores Jueces que Poder Judicial de la Nación

integran la Sala II de la Cámara Federal de Apelaciones, toman en
consideración el expediente N°°° 11329/05, caratulado AFERNANDEZ,
José c/ Y.P.F. s/ Ley 9688 -art. 12 LCT-" proveniente del Juzgado
Federal de Primera Instancia N° 2 de esta ciudad, para conocer y
decidir el recurso interpuesto contra la sentencia(...).
El Tribunal establece la siguiente cuestión a resolver:
Se ajusta a derecho la sentencia apelada?
Practicado el pertinente sorteo resultó el siguiente orden de
votación: Doctor Román J. Frondizi, Doctor Leopoldo H. Schiffrin y
Doctor Sergio O. Dugo.
Ahora bien, con posterioridad se dictaron las Resoluciones 31/06
y 199/06 de la Cámara Federal de Apelaciones de La Plata, por las
cuales la Sala ha quedado integrada con los Dres. Carlos Román
Compaired y Gregorio Julio Fleicher.
EL DOCTOR FLEICHER DIJO:
1. La sentencia de primera instancia hizo parcialmente lugar a la
demanda deducida por José Fernández, con relación a la
indemnización prevista por el art. 8 de la ley 23.643 modificatorio de la
ley 9688; y condenó a la Empresa Yacimiento Petrolíferos Fiscales a
abonarle en los términos del art. 3 de la ley 23.982, la suma de pesos
(...), actualizada conforme lo normado por el art. 276 de la LCT con
más el 6% de interés puro anual desde el mes de agosto de 1989
hasta el 31-3-91, rechazando la demanda respecto a la indemnización
prevista por el art. 212 de la LCT. Impuso las costas del proceso en un
70 % a la demandada y en un 30% a la actora .
2. La sentencia ha sido apelada por la parte actora(...) Su crítica
se dirige en esencia al rechazo de la indemnización correspondiente al
art. 212 de la LCT
(...)se presenta la demandada apelando también la sentencia de
grado. Entre los agravios que ella expresa pueden mencionarse los
siguientes: a) la errónea valoración de la prueba efectuada por el a Poder Judicial de la Nación

quo con especial referencia a la acreditación de la concausalidad entre
las dolencias que padece el actor y el ambiente laboral, b) la fecha de
toma de conocimiento considerada, debiendo declararse prescripta la
acción, c) porcentaje de incapacidad decretado, debiendo aplicarse el
método de la capacidad laboral restante, d) las costas impuestas.
3. El actor denunció en su escrito inicial (...) las siguientes
dolencias incapacitantes: trauma acústico bilateral, espondilartrosis y
presión arterial complicada con cardiopatía hipertensiva y sobrecarga
del ventrículo izquierdo. Afirmó que ingresó a trabajar a las órdenes de
la demandada en el mes de febrero de 1952 y se desempeñó en las
categorías de oficial electricista en la construcción de la planta de
Cocke en el Sector Electricidad de Destilería La Plata, peón electricista
en el Sector mantenimiento hasta 1969 que prosiguió prestando sus
funciones de mantenimiento eléctrico en la Planta. En 1978 ingresó a
trabajar en el Sector de cracking catalítico y a partir de 1988 se
desempeñó en la Planta de mayor conversión hasta su egreso
producido en fecha 20 de agosto de 1.990.
El perito médico en su dictamen (...)diagnosticó que el actor
padece artrosis, hipoacusia e hipertensión arterial, teniendo según el
mismo la segunda afección mencionada relación de causalidad con el
trabajo, mientras que las otras dos restantes, tendrían una relación de
concausalidad con las actividades laborales. El profesional le asignó
una incapacidad total y permanente del 76,70% de la total obrera.
Con respecto a la hipoacusia perceptiva bilateral, informó el
perito que: A(...) la exposición prolongada a ruidos y/o vibraciones
produce en las primeras etapas, fatiga auditiva (...), pero la reiteración
diaria y por largos períodos evoluciona, lesionando el nervio auditivo
(...). Esta es una patología de tipo causal por el laboreo en ambientes
ruidosos@.
En cuanto a la enfermedad artrósica denunciada, el perito adujo
que: AEl actor presenta escoliosis lumbar, la que se observa Poder Judicial de la Nación

clínicamente y se confirma con la radiografía de la zona donde se
informa la acentuada escoliosis lumbar de cavidad izquierda que el sr.
Fernandez padece(...).
(...)las causas habituales de las lumbalgias son los traumatismos
y las malas condiciones de trabajo con movimientos forzados, mucho
peso, gran esfuerzo físico, compromiso de la estática, trabajo en
posición sentada con exposición concomitante a vibraciones.
El actor padece lumbalgias que ya no ceden con los
analgésicos comunes y que desarrolló tareas en ambientes húmedos,
con compromiso de la estática, y con un gran trabajo físico, vio
prematura y aceleradamente dañado su aparato de sostén.
Por todo lo cual encuentro concausalidad entre estas patologías
y las tareas desarrolladas por el actor@.
En lo concerniente a la hipertensión arterial informó el perito que
el stress propio del ambiente de trabajo podría facilitar la aparición y
agravamiento de dicha dolencia.
De la pericia contable (...)resulta que el actor ingresó a trabajar
para la demandada el 11.02.52 y que su egreso se produjo el
21.08.90, momento en que renunció a los efectos de acogerse al
beneficio de la jubilación ordinaria (según surge del legajo personal del
Sr.F.).
De lo expuesto por el perito ingeniero (...)surge que las tareas
desarrolladas por el actor demandaban esfuerzos físicos importantes,
con movimientos de características forzadas. Que, en relación al nivel
de contaminación del ambiente, el mismo es afectado por
contaminantes derivados de hidrocarburos, gases y vapores en
general. También informa el perito que Alos escapes de gases y
vapores motivados por pérdidas de cañerías (bridas, juntas etc)
originaban niveles elevados, variables, de ruidos y variación de
parámetros térmicos, etc.(...)@. Poder Judicial de la Nación

El testimonio (...)coincide con lo expuesto por el actor en el
sentido de que el ambiente laboral era ruidoso y contaminado , que el
trabajador se desempeñaba como electricista, muchas veces a la
intemperie, y que también realizaba tareas de esfuerzo. También
surge de la declaración prestada por (...), su afirmación de que el
trabajo era estresante debido a lo riesgoso del mismo y a que se daba
en un ambiente saturado de gases y ruidos.
4. Corresponde, en principio, analizar la posible fecha de toma
de conocimiento por parte del actor de las incapacidades denunciadas.
En tal sentido, el perito médico observó en su informe (...), y lo reiteró
al contestar las impugnaciones formuladas por la parte demandada
(...)que: A(...) Ya en el año 1.982 constaba el diagnóstico de
traumatismo acústico bilateral, cardiopatía hipertensiva en el año
1.988. Considero que no tomó en esas fechas conciencia de su
padecimiento ni el actor ni la Empresa porque continúa en su labor
habitual @.
En tal sentido, el conocimiento por parte del trabajador de su
imposibilidad de seguir trabajando a raíz de las enfermedades que
padecía, bien pudo darse con posterioridad a la aparición de las
mismas. Es posible que antes, no existieran elementos que
demostraran la consolidación del daño, o que aquel tuviera ajustada
conciencia de ella. En consecuencia, al no probarse dicha
circunstancia, resulta evidente que la prescripción no pudo empezar a
correr, y ello así en tanto los derechos se prescriben a partir del
momento en que sus titulares comienzan a permanecer inertes ante la
posibilidad de ejercerlos; con anterioridad, mal podría hablarse de
crédito exigible.
En este orden de ideas, considero que cabe remitirse a lo
expuesto por la C.S.J.N. en
Fallos:213:71;295:420;308:1339;318:879;323:192 en el sentido de que
el instituto de la prescripción es de aplicación restrictiva, razón por la Poder Judicial de la Nación

cual, en caso de duda, debe preferirse la solución que mantenga vivo
el derecho.
5. Meritadas las probanzas del expediente, conforme las reglas
de la sana crítica (art. 386, C.P.C.C.N.), cabe tener por acreditadas las
afecciones que padece el actor y la relación causal entre las mismas y
las tareas y el medio ambiente donde las efectuó.
Con referencia a las dolencias artrósicas considero que se
encuentra debidamente acreditada en autos la relación causal entre
ellas y las tareas descriptas por el actor. Según lo dictaminado por el
Plenario del Cuerpo Forense de Capital Federal (DT 1994-B, p. 2249),
y dado que la dolencia artrósica del actor tiene mayor entidad en la
región que recepta el peso del esfuerzo (lumbar), podemos concluir
que no se trata de una enfermedad Ageneralizada@, de las que no se
agravan por el hecho del trabajo.
6. Dado que el a quo no ha seguido, a los fines del cálculo de la
indemnización correspondiente, el método de la capacidad residual,
cabe acoger los agravios de la demandada en tal sentido. Para ello,
remito a las consideraciones efectuadas por el Dr. Frondizi in re:
ANaón, Julio Jorge c/AFNE S.A. s/Ley 9688- art. 212, LCT@, expte. N°
304, fallo del 15.09.94 y AGalvan, Angel Luis c/Y.P.F. s/Ley 9688,
expte. N° 13.143, fallo del 13.03.97, entre otros.
Capacidad laboral
total......................................................................100%
incapacidad por hipertensión arterial(55,70% del 100%
)................55,70%
capacidad restante (100%-
55,70%)...................................................44,3%
incapacidad artrosis (15% del
44,3%)...............................................6,64%
capacidad restante (44,3%-
6,64%)....................................................37,66% Poder Judicial de la Nación

incapacidad hipoacusia (6% del
37,66%).........................................2,259% capacidad
restante.............................................................................35,40%
Total de incapacidades peritadas en autos
.......................................64.60%
En consecuencia, cabe establecer que el porcentaje de
incapacidad indemnizable del actor es del 64,60% de la TO.
De tal modo, y dado que el perito contador calculó el salario
promedio diario en la suma de australes 2,65, dicho monto multiplicado
por mil y por el grado de incapacidad (64,60% de la TO) y dividido por
el coeficiente edad (1,69), nos da un total de $ 2893,11. Ahora bien y
en virtud de que esta suma también supera el tope de $480 calculado
por el juez de primera instancia, corresponde confirmar la
indemnización fijada en la sentencia apelada.
7. En relación al recurso interpuesto por el actor, referido al
rechazo de la indemnización correspondiente al art. 212 de la LCT,
cuarto párrafo, cabe señalar que el porcentaje de incapacidad del Sr.
F. resulta ser inferior al requerido a los efectos de calificarla como total
conforme el criterio sentado in re: APiersante, Carlos A. c/YPF s/art.
212 y 245 L.C.T.@, expediente n° 8261/89, fallo del 21.04.92.
En este sentido, la Corte Suprema en Fallos 304:415 ha
sostenido que el artículo 212, apartado 4 de la L.C.T., desde el punto
de vista material, debe inteligirse Acomo una prestación de seguridad
social, pues cubre los riesgos de subsistencia y es consecuencia
directa del contrato de trabajo que vincula a las partes@ (conf. esta
Sala in re ABracco, Juan Alfredo c/YPF s/ley 9688@, sentencia del
17.05.95 y AFantoni, Roberto Mario c/ Y.P.F. s/ley 9688@, fallo del
21.04.95;entre otros)

DAVID_ABOGADO :

le envio otro

DAVID_ABOGADO :

A C U E R D O

En la ciudad de La Plata, a 15 de junio de 2011, habiéndose establecido, de conformidad con lo dispuesto en el Acuerdo 2078, que deberá observarse el siguiente orden de votación: doctores Hitters, Soria, Negri, de Lázzari, se reúnen los señores jueces de la Suprema Corte de Justicia en acuerdo ordinario para pronunciar sentencia definitiva en la causa L. 100.612, "Fernández, Carlos Alberto contra Vidriería Argentina S.A. Incapacidad absoluta (art. 212, L.C.T.)".

A N T E C E D E N T E S

El Tribunal del Trabajo nº 4 del Departamento Judicial Lomas de Zamora, con asiento en dicha ciudad, rechazó la demanda deducida por Carlos Alberto Fernández contra Vidriería Argentina S.A., en cuanto pretendía el cobro de la indemnización prevista en el art. 212, párrafo 4º, de la Ley de Contrato de Trabajo, con costas a la parte actora (fs. 168/172 vta.).

Esta última dedujo recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley (fs. 176/184).

Dictada la providencia de autos y hallándose la causa en estado de pronunciar sentencia, la Suprema Corte decidió plantear y votar la siguiente

C U E S T I Ó N

¿Es fundado el recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley?

V O T A C I Ó N

A la cuestión planteada, el señor Juez doctor Hitters dijo:

I. 1. En lo que interesa, el señor Fernández entabló demanda contra Vidriería Argentina S.A. en procura del cobro de la indemnización prevista en el art. 212, cuarto párrafo, de la Ley de Contrato de Trabajo. A tal fin, alegó que su deficiente estado de salud le había impedido seguir desarrollando sus tareas habituales (fs. 6/8 vta.).

2. A su turno, la demandada negó las circunstancias invocadas por el actor en su escrito de inicio -especialmente, que estuviera incapacitado en forma total, absoluta y permanente al cese de la relación laboral-, afirmando que el vínculo habido entre ellos se había extinguido por mutuo acuerdo según daba cuenta el documento agregado a fs. 41/43, como así también que la empresa había abonado al trabajador una gratificación "especial y voluntaria" por su egreso (fs. 51/57).

3. El tribunal interviniente, luego de evaluar la prueba adquirida en la causa (testimonial, documental y pericial médica), tuvo por acreditadas las siguientes circunstancias fácticas: a) que el actor estuvo ligado con la demandada por un contrato de trabajo desde el 25 de junio de 1971 hasta el 31 de enero de 2002; b) que la mejor remuneración percibida por Fernández durante el último año de servicio ascendía a la suma de $ 1.255; c) que éste se encontraba total y absolutamente incapacitado para desempeñar sus tareas habituales; d) que había obtenido el beneficio de la jubilación ordinaria y f) que a su egreso había percibido las sumas indicadas en el documento de fs. 41/43 que totalizaban el importe de $ 18.000 (v. vered., fs. 168 y vta.).

Sobre tales bases, ya en la etapa de sentencia, consideró -por mayoría- que para la procedencia de la indemnización prevista en el art. 212, cuarto párrafo, de la Ley de Contrato de Trabajo, resultaba necesario que "la limitación a la capacidad del trabajador incida en su vida laboral y que se trate de tareas acordes a las que venía cumpliendo", por cuanto -señaló- "lo que se indemniza es la minusvalía (psíquica o física) que obsta a estar en igualdad de condiciones en el mercado de trabajo y por ende constituye una merma en sus ingresos" (fs. 170 vta.).

Bajo tal premisa, concluyó que, habida cuenta que en la especie "se trata de un trabajador que accedió al beneficio de la jubilación ordinaria y que en ningún momento viera mermada su remuneración o expectativas de una nueva relación laboral" no se verificaba el supuesto de que "la disolución del vínculo se produzca porque la incapacidad absoluta impide su prosecución" (v. fs. 170 vta.).

Finalmente, destacó que la minusvalía que portaba el actor debía ser juzgada "en otra causa en caso de que le asista derecho por responsabilidad de la empleadora", disponiendo así el rechazo de la demanda instaurada (art. 499, Cód. Civ.; v. sent. fs. cit.).

II. Contra esta decisión, se alza la legitimada activa mediante recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley en el que denuncia absurdo y violación de los arts. 14 bis y 18 de la Constitución nacional; 44 inc. "d" de la ley 11.653; 212, cuarto párrafo, de la Ley de Contrato de Trabajo y de doctrina legal que cita (fs. 176/184).

En sustancia, denuncia la violación y/o errónea aplicación del art. 212, cuarto párrafo, de la Ley de Contrato de Trabajo, alegando que los argumentos expuestos en el pronunciamiento resultan inhábiles para fundar el rechazo de la indemnización allí contemplada. En su visión, la circunstancia ponderada por el a quo -cual es, que el trabajador se hubiera acogido al beneficio previsional- en modo alguno resultaba dirimente para definir el progreso de la acción instaurada, siendo que -aduce- en el presente quedó acreditado que el actor estaba incapacitado para sus tareas habituales.

Asimismo, y con apoyo en el precedente de este Tribunal identificado como L. 68.260, "Di Risio" (sent. del 17-XI-1999), afirma que el juzgador de origen no tuvo en cuenta que, en realidad, el vínculo laboral habido entre las partes finalizó por mutuo acuerdo, en los términos del art. 241 de la Ley de Contrato de Trabajo, según puede constatarse con el instrumento acompañado por la demandada (fs. 41/43), circunstancia que -afirma- tampoco impedía la procedencia de la indemnización reclamada en el escrito de inicio.

III. El recurso, en mi opinión, debe prosperar.

1. Esta Corte tiene dicho que el supuesto previsto en el art. 212, cuarto párrafo, de la Ley de Contrato de Trabajo, no es más que uno de los modos de extinción del contrato de trabajo por imposibilidad de su continuación por incapacidad absoluta y permanente del trabajador (conf. doct. causa L. 91.998, "H., J", sent. del 25-II-2009). Asimismo se ha declarado que, acreditado el presupuesto a que se subordina dicha incapacidad, el vínculo laboral se extingue por imposibilidad de cumplimiento del objeto, con total prescindencia de cualquier otra causal invocada a tal efecto (conf. L. 88.158, "Bejarano", sent. del 17-XII-2008; L. 62.148, "Morales", sent. del 1-VII-1997; L. 36.482, "Tellechea", sent. del 20-X-1987).

2. A la luz de tales directrices, corresponde analizar la impugnación deducida.

Como fuera anticipado, en el caso de autos, el órgano de grado tuvo por demostrado que el accionante se hallaba incapacitado en forma permanente y absoluta para sus tareas habituales. Sin embargo, en la sentencia, por mayoría de sus miembros, consideró que al haberse acogido el trabajador al beneficio de la jubilación ordinaria no se configuraba en autos el supuesto previsto en el art. 212, cuarto párrafo, de la Ley de Contrato de Trabajo (v. fs. 168/172 vta.).

3. Acierta el recurrente al afirmar que la decisión así elaborada no puede ser convalidada, en tanto es contraria a la norma en cuestión como así también a la doctrina legal vigente de este Tribunal.

En efecto, la circunstancia ponderada por el a quo en orden a que el trabajador dejó de prestar servicios para acogerse al beneficio jubilatorio ordinario -sin quedar por ende "mermada su remuneración o la expectativa de una nueva relación laboral"-, no obsta de por sí a la configuración en el caso de la disolución del vínculo por el acaecimiento de la situación de hecho a que se refiere el art. 212, cuarto párrafo, de la Ley de Contrato de Trabajo.

4. Corresponde, entonces, casar el pronuncia-miento de origen en el aspecto analizado.

Lo expuesto, sin embargo, no resulta suficiente para que esta Corte asuma competencia positiva y analice la procedencia de la indemnización reclamada en autos (conf. art. 289 inc. 2 del C.P.C.C.).

Es posible advertir que, en el caso de autos, el juzgador de grado no se detuvo a analizar si se habían acreditado o no los presupuestos que tornan operativa la pretensión indemnizatoria peticionada al amparo del art. 212, cuarto párrafo, de la Ley de Contrato de Trabajo. Tal circunstancia se evidencia ni bien se advierte que en el veredicto se limitó -tan sólo- a señalar como demostrado que el actor se hallaba total y absolutamente incapacitado para sus tareas habituales, sin avanzar en ninguna otra precisión (v. fs. 168 y vta.).

Esta Corte tiene reiteradamente dicho que el presupuesto al que se supedita la adquisición del derecho al cobro de la indemnización prevista en el cuarto párrafo del art. 212 de la Ley de Contrato de Trabajo, consiste en que el trabajador sea portador, al tiempo de la extinción del vínculo laboral, de una incapacidad absoluta y permanente que imposibilite la prosecución del contrato de trabajo (conf. causa L. 83.602, "Amoruso", sent. del 25-IV-2007, entre otras).

Por lo tanto, resultaba necesario establecer en autos si el trabajador era portador, al tiempo de la extinción del vínculo laboral, de una incapacidad absoluta y permanente que imposibilitara la prosecución del contrato, de modo que la minusvalía le impidiera desempeñarse en tareas adecuadas a esa disminución laborativa, aunque no fueran las habituales de su profesión (conf. causa L. 77.155, "Nuñez", sent. del 16-VII-2003).

Por ende, el tribunal de origen debió esclarecer este aspecto de la litis para luego establecer cuál fue en definitiva la causa real de la extinción del contrato de trabajo que ligó a las partes involucradas, y con ello la procedencia de la acción.

5. En consecuencia, corresponde revocar el decisorio de grado, lo que así propongo, por lo que la causa deberá reenviarse al tribunal a quo para que, con nueva integración, renueve los actos procesales que sean menester y se pronuncie sobre la fundabilidad del reclamo deducido en autos.

IV. Por todo lo expuesto, corresponde hacer lugar al recurso deducido, y en consecuencia, casar la sentencia impugnada y devolver la causa al tribunal de origen para que integrado con nuevos jueces, renueve los actos procesales necesarios y dicte el pronunciamiento que corresponda.

Voto por la afirmativa.

Los señores jueces doctores Soria, Negri y de Lázzari, por los mismos fundamentos del señor Juez doctor Hitters, votaron también por la afirmativa.

Con lo que terminó el acuerdo, dictándose la siguiente

S E N T E N C I A

Por lo expuesto en el acuerdo que antecede, se hace lugar al recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley traído y, en consecuencia, se revoca la sentencia impugnada, debiendo volver la causa al tribunal de origen para que, con nueva integración, renueve los actos procesales necesarios y dicte el pronunciamiento que corresponda.

Regístrese y notifíquese.

EDUARDO NESTOR DE LAZZARI

HECTOR NEGRI DANIEL FERNANDO SORIA

JUAN CARLOS HITTERS

DAVID_ABOGADO :

uno de nacion y uno de provincia

DAVID_ABOGADO :

lo cambio a modo tradicional asi lo puede ver, imprimir, copiar... si le parece

DAVID_ABOGADO :

igualmente si tiene alguna duda mas puede continuar preguntando

Experto:  DAVID_ABOGADO escribió hace 2 año.
Nuestro Chat ha terminado, pero usted todavía puede continuar formulándome preguntas aquí hasta que obtenga su respuesta 100% satisfactoria. Vuelva a esta página para ver nuestra conversación.

¿Siguiente paso?

Si ha terminado, por favor, valore la respuesta. O bien, puede responderme usando la caja ubicada más abajo.

JustAnswer en los medios:

 
 
 
Sitios web de consulta médica: Si tiene una pregunta urgente puede intentar obtener una respuesta de sitios que afirman disponer de distintos especialistas listos para proporcionar respuestas rápidas... Justanswer.com.
JustAnswer.com...ha visto como desde octubre se ha disparado el número de consultas legales de nuestros lectores sobre despidos, desempleo e indemnizaciones por cese.
Los sitios web como justanswer.com/legal
...no dejan nada al azar.
El tráfico en JustAnswer ha aumentado un 14 por ciento...y hemos recibido 400.000 visitas en 30 días...las preguntas relacionadas con el estrés, la presión alta, la bebida y los dolores cardíacos han aumentado un 33 por ciento.
Tory Johnson, colaboradora de GMA sobre temas relacionados con el lugar de trabajo, habla sobre el "teletrabajo", como JustAnswer, en el que expertos verificados responden a las preguntas de las personas.
Le diré que... las pruebas que hay que superar para llegar a ser un experto son muy rigurosas.
 
 
 

Opiniones de nuestros clientes:

 
 
 
  • Muchísimas gracias, me fue de mucha ayuda su respuesta. Alberto Alvarado Bogota, Colombia
  • Muchísimas gracias, me fue de mucha ayuda su respuesta. Alberto Alvarado Bogota, Colombia
  • Me fue de gran ayuda. Captó inmediantemente mi problema y me ayudó a saber qué puedo hacer para solucionar mi problema. Ana Toribio Santa fe, Argentina
  • Los felicito por su respuesta tan profesional y por las cuatro Jurisprudencias que me envió, las que incluiremos como pruebas. Fernando Monterrey Nuevo León, México
  • Estoy muy satisfecho con la pronta respuesta que me han dado. Muchas gracias Guillermo Buenos Aires, Argentina
  • Excelentes sus comentarios. Definitivamente tiene razón.¡Gracias! María Fermín. Puerto Plata, Rep. Dom.
  • El tiempo de respuesta es excepcional, de menos de 6 minutos. La pregunta se respondió con profesionalidad y con un alto grado de compasión. Inés Santander
  • Quedé muy satisfecho con la rapidez y la calidad de los consejos que recibí. Me gustaría añadir que puse en práctica los consejos y que funcionaron la primera vez y siguen haciéndolo. Luis Málaga
 
 
 

Conozca a los expertos:

 
 
 
  • pcarruego

    pcarruego

    Abogada

    Clientes satisfechos:

    163
    Derecho
  • http://ww2.justanswer.com/uploads/PC/pcarruego/2011-10-13_134953_pato3.2.64x64.jpg Avatar de pcarruego

    pcarruego

    Abogada

    Clientes satisfechos:

    163
    Derecho
  • http://ww2.justanswer.com/uploads/HU/huracan29/2013-7-18_153346_20130718120300.64x64.jpg Avatar de huracan29

    huracan29

    Doctorado

    Clientes satisfechos:

    2417
    Abogada especialista en los fueros civil, comercial, laboral y previsional
  • http://ww2.justanswer.com/uploads/XI/ximena2011/2011-4-17_11178_P2030640.64x64.JPG Avatar de Mariana Gonzalez

    Mariana Gonzalez

    Asesoramiento Integral

    Clientes satisfechos:

    588
    ABOGADA
  • http://ww2.justanswer.com/uploads/DA/DAVIDBERTOLASI/2012-5-9_143457_barb.64x64.jpg Avatar de DAVID_ABOGADO

    DAVID_ABOGADO

    Abogado de Argentina

    Clientes satisfechos:

    535
    Abogado en el ejercicio de la profesión.
  • http://ww2.justanswer.com/uploads/LA/lautiyenzo11/2012-2-3_225338_16642416539501426321053414430314276267938775n.64x64.jpg Avatar de lautiyenzo11

    lautiyenzo11

    Doctorado

    Clientes satisfechos:

    1936
    Abogada,especialista en derecho del trabajo, civil, comercial y de la Seguridad Social.
  • http://ww2.justanswer.com/uploads/AV/avilacamps/2013-9-6_203122_yo2.64x64.jpg Avatar de Pablo Avila Camps

    Pablo Avila Camps

    Abogado de Argentina

    Clientes satisfechos:

    650
    Abogado con 20 años de experiencia en materias laborales, previsionales, civiles y comerciales. Gran experiencia en resolución de conflictos por la vía conciliatoria.
  • http://ww2.justanswer.com/uploads/DA/daniluchis/2016-3-10_15171_o.64x64.jpg Avatar de D Sanchez de Sepola

    D Sanchez de Sepola

    Abogada Especializada

    Clientes satisfechos:

    576
    Fideicomisos, Negocios Inmobiliarios, Tributario, Derecho Internacional, Ingeniería legal, Sociedades, Empresas.-
 
 
 

Preguntas relacionadas con Ley de Argentina